miércoles, 6 de noviembre de 2013

Oí decir a los muy, muy viejos


Oí decir a los muy, muy viejos:
"Todo cambia
Y uno a uno vamos cayendo".

Tenían las manos como garras,
Y las rodillas torcidas como espinos
Junto a las aguas.

Oí decir a los muy, muy viejos:
"Todo lo bello se pierde al pasar,
Como las aguas."

William Butler Yeats

No hay comentarios:

Publicar un comentario