domingo, 12 de mayo de 2013

Curiosidades. La ruda siria.



El harmal (Peganum Harmala) es una planta de la familia de las Nitrariaceae autóctona en las regiones comprendidas entre el este del Mediterráneo e India. También es conocida como "ruda siria", nombre que induce a confusión al no guardar esta planta relación con la ruda (Ruta, fam. Rutaceae)
El harmal se ha usado como enteógeno en el Mediterráneo a lo largo de la historia, y lo es hoy en la cultura occidental moderna. La harmalina, alcaloide presente en el harmal, es empleado en la elaboración de la ayahuasca, poderoso enteógeno sudamericano.
Las semillas son estupefacientes y alucinógenas y normalmente se ingieren molidas, aunque su sabor es muy amargo. Para eliminar este sabor pueden tostarse.Una dosis de 5 gr. tarda una hora en hacer efecto, es sedante y obliga al individuo asentarse o tumbarse. Con los ojos cerrados se ven imágenes dotadas de movimiento, aunque puede producir tambien embriaguez. Con 15 gr. el efecto es marcadamente alucinógeno. Puede producir sensación de euforia y algunas veces sensaciones eróticas.
También pueden fumarse. Para ello se muelen 15 gr. de semillas. Se echan en agua con un 30% de zumo de limón. Esta mezcla se hierbe durante 1 hora, se filtra y se seca al sol el residuo. Se fuma mezclado con tabaco
En castellano, además de Ruda Siria, se la conoce con los siguientes nombres comunes : harmala, gamarza, alfármega, harmaga o harme
La ruda siria se usa en Turquía e Irán como protección talismánica contra el mal de ojo. En Irán es costumbre muy extendida y frecuente quemar las semillas secas, en ocasiones combinadas con otros ingredientes, a modo de incienso. La práctica data de tiempos preislámicos.

 En Turquía atan partes de la planta y las cuelgan en casas y vehículos para proteger contra el 'mal del ojo'. En Iran se lo usa como incienso, para purificar tanto el aire como la mente.
En la cultura islamica se utilizan también para expulsar demonios, incubos y sucubus de esta manera:
 Preparar las brasas y poner algunas semillas en el carbón al fuego. Hay que estar cerca de la quema e inhalar su humo, entonces debes recitar  de el corán, el Sura Yasin y el ayatul qursiyu.

No hay comentarios:

Publicar un comentario