miércoles, 29 de agosto de 2012

Sapanta , el cementerio Felíz


El Cementerio alegre está situado en el pueblo de Săpânţa, en el judeţ de Maramureş al norte de Rumania.

Atrae a los turistas por su originalidad: lápidas coloreadas, con un dibujo representando una escena de la vida o un empleo de la persona enterrada, acompañado de un poema humorístico describiendo la persona.

Este cementerio es diferente de los otros cementerios rumanos ya que los Rumanos consideran la muerte como un momento muy solemne. Se asocia este cementerio a la cultura del Dacios cuya filosofía se basaba en la inmortalidad del alma y que consideraba la muerte como un momento de alegría ya que la persona llegaba en una mejor vida.
Durante unos cuarentena años, Ioan Stan Patras (1909-1977) concibió, talló en el roble y pintó las cruces de las tumbas del cementerio de su pueblo, Sapînta, expresando en este arte naïf las características de los difuntos, sus empleos o actividades principales y también sus calidades o sus defectos. Se puede admirar pastores, agricultores, las actividades domésticas de los hombres y mujeres, el soldado muerto a la guerra, los que tenían gusto para la música, para el alcohol, la pequeña niña aplastada por un camión, el ladrón de caballos,… el epitafio que puso el artista a cada persona es a veces humorístico y indica los grandes momentos de la vida, las esperanzas o las desilusiones de cada uno.
Así pues, en estos colores vivos donde domina el azul profundo, el cementerio único y florecido de Sapînta expone las múltiples actividades de esta comunidad humana del norte de Rumania y exhalte la vida más bien que la muerte.

La obra de Stan Patras hoy es proseguida por Dumitru Pop, uno de sus aprendices.

El Cementerio Feliz es el monumento funerario más visitado de Europa, según la Revista Adiós , y el segundo del mundo, tras el Valle de los Reyes, en Egipto



“Me arruiné con aquel bar. Al borracho sólo le daba medio vaso, pero al sobrio uno entero”.


“Aquí descansa mi suegra. Si hubiera vivido otro año más, yo ocuparía su lugar”.



No hay comentarios:

Publicar un comentario