miércoles, 16 de febrero de 2011

La Magia de los Muñecos Vudu



Dean Radin creó el Laboratorio para la Investigación de la Conciencia de la Universidad de Nevada, en Las Vegas, para examinar la influencia mental remota sobre la fisiología humana durante los rituales vudú. En su estudio, observaron si los efectos de las prácticas de sanación mental durante tales rituales pueden ser objetivamente medidos usando indicadores de actividad electrodérmica, ritmo cardíaco y volúmen sanguíneo, a lo largo de 14 sesiones de imposición de manos sobre muñecos vudú. Los resultados fueron sugestivos puesto que se observó de que manera, mediante la técnica del Toque Terapéutico, el sacerdote (hougan) influyó sobre el ritmo cardíaco a causa de la relajación del sistema vascular. Para Radin los estudios sobre el efecto de los rituales podrían ser el puntapié inicial en la investigación de la intencionalidad mental en experimentos de interacción psíquica sobre sistemas vivos. A mediados de los noventa, Dean Radin, por entonces director de investigaciones en el Interval Research Corporation de Palo Alto, California, junto a Fátima Machado y Wellington Zangari, del Instituto InterPsi de San Pablo, Brasil, investigaron la intención de sanación a distancia mediante dos experimentos a doble ciegas para examinar si un grupo de sacerdotes del culto umbanda em Brasil podían afectar a distancia las funciones del sistema nervioso autónomo (respiración, latidos cardíacos, presión sanguínea, y respuesta electrodérmica) de un grupo de individuos monitoreados durante períodos de “influencia mental” en comparación con períodos sin influencia (”control”) presentados al azar. El primer experimento examinó el efecto de la “intención de cura” sobre un grupo de voluntarios a 200 metros de distancia entre los sanadores y los enfermos y el segundo experimento con un grupo de sacerdotes umbandistas, quienes intentaban “curarlos a distancia”. En el primero Radin demostró que la intención de sanación del grupo produjo en los pacientes un aumento de la tasa respiratoria y una diminución de la actividad electrodérmica; en el segundo estudio, en cambio, separados casi 10.000 kilómetros, la intención de cura produjo un aumento del volúmen de la sangre en la punta de los dedos y un aumento de la actividad electrodérmica de los voluntarios

No hay comentarios:

Publicar un comentario