miércoles, 2 de febrero de 2011

El Bokononismo


El bokonismo es, hasta hoy, la única religión basada en mentiras que no sólo no intenta ocultarlo, sino que se enorgullece de ello. No es una religión muy extendida, ya que al contrario del resto de las religiones no se preocupa de hacer ver al mundo que la suya es la creencia verdadera, y que son los seguidores de las otras los que irán al infierno (precisamente porque afirman justamente lo contrario, que su religión es completamente falsa). La base del bokononismo es que la gran mayoría de las mentiras que contamos y que nos cuentan están orientadas al bien, y por ello la mentira es necesaria para ser feliz.
El nacimiento del bokononismo fue muy simple. Cuando el dictador Papa Monzano llegó al poder en la isla de San Lorenzo, preguntó a su amigo Bokonon qué podía hacer para mantener la ferrea dictadura que él quería, pero permitiendo al mismo tiempo que los habitantes de la isla fueron felices. Bokonon le dijo que la única forma de hacer eso es conseguir que los ciudadanos se sintieran libres y rebeldes; que hicieran algo prohibido. Y así creó el bokononismo y convenció a su amigo Papa Monzano para que lo prohibiera bajo pena de muerte. Con el tiempo, todo los habitantes de San Lorenzo practicaban el bokononismo en secreto, sintiendose felices gracias a esa mentira a pesar de vivir en un infierno.
Creo que la vida ya es demasiado dura como para limitarla con reglas estúpidas que no llevan a ningún lado. Todos hemos dicho mentiras y creído mentiras sabiendo que lo eran, y todos hemos sido felices, al menos temporalmente, haciendo eso. Así que seamos lo bastante valientes para admitirlo y abrazar el bokononismo.
El bokononismo es una religión inventada (como cualquier otra :) en el libro Cuna de Gato de Kurt Vonnegut Jr., imperdible para cualquier otrora llamado librepensador, es decir quien busca y sabe que no encontrara otro refugio que la ignorancia, docta


Y Dios dijo: “Hágase la vida a partir del barro, para que el barro pueda ver lo que Hemos hecho.” Y Dios creó a todos los seres vivos que ahora se mueven, y uno de ellos fue el hombre. El barro habló como sólo puede hablar el hombre. Y Dios se acercó a medida que el barro en forma de hombre se erguía, miraba a su alrededor y hablaba. El hombre parpadeó.
“¿Cuál es el objetivo de todo esto?”,-preguntó educadamente.
“¿Acaso tiene que haber un objetivo para cada cosa?”, preguntó Dios.
“Por supuesto”, dijo el hombre.
“-Entonces te dejo que el objetivo de todo esto lo pienses tú”, dijo Dios.
Y [Él] se marchó. [ c. 118, p. 205 ]



“…en la que Boirasi, el sol, sostenía a Pabu, la luna, en sus brazos, esperando que Pabu le diera un niño fogoso.
Pero la pobre Pabu dio a luz unos niños fríos, que no ardían y Boraisi los desechó asqueado. Y estos niños constituían los planetas, que giraban en torno a su padre a una distancia prudente.
Y Boraisi expulsó entonces a la propia Pabu y esta se fue a vivir con su hijo favorito, la Tierra. La Tierra era el favorito de Pabu porque albergaba gente, y la gente miraba siempre a Pabu, la amaban y la comprendían. [ c. 85, p. 150 ]


Todas las cosas verdaderas que estoy a punto de contarles son una insolente mentira



desde aqui podeis leer este libro: Cuna de Gatos

No hay comentarios:

Publicar un comentario